Evita los insectos en casa (sin utilizar productos químicos)

Cuando empieza el buen tiempo, los insectos empiezan a salir de sus “escondites” y es más común que los encontremos por todas partes. Hoy te traemos algunos consejos para evitar que los insectos lleguen a invadir tu casa y antes de que tengas que utilizar productos químicos.

Los alimentos, bien guardados

Una de las cosas que más atraen a los insectos es la comida. Debemos tener los alimentos bien guardados y prestar una especial atención.

  • Guarda los alimentos en potes o envases con cierre hermético y cierra las bolsas con pinzas.
  • Saca la basura cada día.
  • No dejes restos de alimentos en ningún lugar. Limpia bien la encimera de la cocina y barre el suelo del lugar donde comas. Evita dejar mollas de pan u otros restos.
  • No dejes platos sucios con restos de comida.

Evita acumulaciones de agua y otros líquidos

Las acumulaciones de agua u otros líquidos crean el ambiente perfecto para la proliferación de algunos insectos.

  • Evita charcos cuando limpies los platos, y sécalos y guárdalos al acabar.
  • Cuando riegues las plantas utiliza el agua justa que necesites, recoge el agua que pueda sobrar y acumularse.
  • Abre la ventana para evitar la acumulación de vapor en el baño. Este vapor es suficiente para acumular humedad.

Limita su acceso a tu casa

Tener la casa bien aislada es una gran ventaja que te ayudará a evitar que los insectos puedan acceder.

  • Coloca mosquiteras en tus ventanas, de esta forma las podrás tener abiertas sin que entren moscas, mosquitos ni otros molestos insectos.
  • Repasa y sella las grietas que pueda haber en algunas paredes o suelos de tu casa, por pequeño que parezca pueden acceder a través de cualquier rendija.

Si los insectos entran en tu casa de todas formas y no quieres utilizar químicos, puedes buscar insecticidas naturales y ecológicos.

PREPARA ABONOS ECOLÓGICOS PARA TUS PLANTAS

Tener plantas en casa es siempre una buena opción aunque, no es fácil pues los cultivos en maceta van agotando los nutrientes de su tierra y pronto necesitan un aporte extra para continuar con el correcto desarrollo tanto de la planta como de sus frutos.

macetas-BLOG_LIDERVETCon el abono podemos ayudar a nuestras plantas con ese aporte de nutrientes que necesita. ¿Cuál es el mejor abono? Sin duda el natural ya que, además de evitar el uso de pesticidas y fertilizantes químicos, lo podemos hacer en nuestra casa de manera fácil y económica. Te enseñamos a hacer 3 abonos diferentes a los que seguro que les podrás sacar mucho partido.

Infusión de Plátano

platano-BLOG_LIDERVETEl plátano es una fruta rica en potasio, uno de los nutrientes más necesarios para las plantas. El potasio, clasificado como macromineral, ayudará a la floración y fructificación.

¿Cómo se hace? En 1 litro de agua herviremos 3 pieles de plátano durante 15 minutos. Una vez tengamos la mezcla la dejaremos reposar hasta que se enfríe y tras colarla, la guardaremos en una botella.

Aplicación: Una vez a la semana regaremos las plantas con este preparado.


Posos de Café

Cuando hagas café no tires los restos, guárdalos para hacer este abono. Si utilizas cápsulas puedes abrirlas y extraer los posos. El café nos ayuda a crear un suelo ligeramente ácido y rico en nitrógeno, perfecto para algunas plantas como tomates, pimientos, rosas y azaleas entre otros.

cafe-BLOG_LIDERVET¿Cómo se hace? Simplemente debes dejar secar los posos. Una vez estén bien secos ya podrás utilizarlos. No mezcles posos secos con otros húmedos pues no llegarán a perder la humedad correctamente.

Aplicación: Con medida y sin pasarnos pues podríamos crear demasiada acidez, extenderemos un puñado (en función del tamaño de la maceta) de posos de café bien secos directamente a la tierra y lo removeremos con una herramienta adecuada.

¡! Los posos también hacen que la tierra sea más esponjosa lo que facilitará la ventilación y el crecimiento de las raíces.


Macerado de Ortiga

ortigas-BLOG_LIDERVETLas ortigas son un excelente abono para las hojas por su contenido de nitrógeno y micronutrientes minerales. Para cogerla te recomendamos el uso de guantes ya que, como debes saber, estas plantas pican bastante y puede provocar irritación.

¿Cómo se hace? Usaremos toda la planta (ya sea seca o fresca) y la meteremos en una garrafa de plástico (es importante que el recipiente no sea de metal). Debemos cubrir toda la planta con agua y dejarla macerar durante 15 días. Una vez transcurrido este tiempo lo colaremos y guardaremos en un recipiente con pulverizador.

Aplicación: Te recomendamos que sólo la utilices para las plantas de exterior pues, esta maceración huele bastante. Es tan fácil como rociar las hojas de nuestras plantas con esta mezcla. Si trasplantamos una planta podemos rociar las raíces antes de plantarla en la nueva maceta. También podemos rociar la tierra para aportar más nutrientes.

¡! La ortiga es un potente insecticida muy efectivo para plagas como pulgones, mosca blanca o ácaros. Esta maceración nos permite prescindir también de pesticidas.


Hacer nuestros propios abonos para las plantas es sencillo y nos permitirá aprovechar algunos deshechos de nuestra casa. Nuestras plantas estarán más sanas de manera natural y, si cultivas hortalizas, nuestra alimentación y nuestro entorno serán más seguros.