Mantente a salvo del pelaje de tus mascotas.

Si hay una lucha común entre los dueños de mascotas es la que tienen contra la invasión de su pelaje en toda la casa. Hoy te traemos algunos consejos para que te puedas mantener tu y tu casa libre de esta guerra.

Peina a tus mascotas

Un mínimo de una vez a la semana aunque puedes cepillarlas cada día si procuras no dañar su piel. Con este simple gesto retiramos una gran cantidad de pelos muertos que acabarían en nuestra ropa o en cualquier rincón de nuestra casa.

Baños una vez al mes

Los dueños de perros seguro que ya lo hacen pero, ¿y los gatos? Si somos capaces de acostumbrarlo desde pequeño nuestro gato también disfrutará de este momento. Un baño ayuda a retirar pelos y, además, el animal queda limpio manteniendo así la casa también limpia.

Barre tu casa cada día

De esta manera evitarás que los pelos se vayan acumulando. Repasa todos los rincones ya que, debido a su poco peso, los pelos llegan a lugares insospechados. Si tienes aspiradora será más efectiva y, si además tienes una de esas automáticas te costará muy poco esfuerzo mantener el suelo de tu casa bien limpio.

Cepillos para la ropa

La ropa es una de las cosas que más pelo atrae, tanto tu ropa como la ropa de casa (sofá, sábanas, …). Existen diferentes tipos de cepillos que te ayudarán a deshacerte de esos molestos pelos. Pasa el cepillo por la ropa antes de salir de casa para no llevarte sorpresas y repasa la ropa antes de lavarla para evitar que se llene de pelos la lavadora.

Limita su espacio

Si tienes alguna habitación especialmente difícil de limpiar o en la que guardes la ropa o hagas la colada puedes educar a tu mascota para que no entre en esa habitación, de esta manera evitarás que lo que guardas ahí se llene de pelo.

Aunque sea un esfuerzo constante si sigues estos consejos apenas notarás que tu mascota deja pelos. Para tener una casa limpia es muy importante tener una mascota limpia, puedes leer algunos consejos para mantener la higiene de tus mascotas aquí.

Anuncios

Huella Ecológica. Cómo reducir nuestro impacto en la Naturaleza.

Tal como te contamos en nuestra entrada anterior (puedes leerla aquí), la Huella Ecológica es un indicador del impacto de las actividades humanas sobre el Medio Ambiente.

Aunque nuestro impacto en la Naturaleza sea inevitable podemos adquirir hábitos de consumo que ayuden a reducirlo y, con simples gestos diarios, podemos ahorrar energía y recursos.

Apaga las luces y aprovecha la luz natural

Apaga las luces cuando salgas de una habitación, así solo gastarás la luz que necesites. También puedes apagar electrodomésticos pequeños por la noche. Si adaptas tu rutina al horario solar aprovecharás más la luz del día.

Piensa antes de comprar

Valora si eso que estás pensando en comprar es realmente necesario o si tienes alguna alternativa. Se trata de tomar consciencia de nuestras compras y hacer un consumo responsable, muchas compras son impulsivas y no necesarias. En el caso de cubrir una necesidad podemos buscar alternativas ecológicas en infinidad de productos y alimentos.

Alarga la vida de tus cosas

Muy ligada a la anterior, el consumo responsable también pasa por no sustituir nuestros objetos, como productos electrónicos, por otros nuevos simplemente porque nos guste más. Podemos alargar su vida hasta que se estropeen.

Consumo responsable de agua

Cada vez son más habituales las sequías y la cantidad de litros consumidos por persona en los países desarrollados es superior a la aconsejada. Podemos ahorrar agua con gestos como duchas rápidas o reutilizando agua limpia para fregar, lo importante es no desperdiciar ni una gota.

Reduce los residuos, recicla y reutiliza

Se calcula que cada persona puede llegar a generar 10 veces su peso en desechos cada año. Para reducirlos podemos optar por envases grandes, con pocos envoltorios y de materiales reciclables. También puedes reutilizar algunos envases como los de cristal.

Camina, pedalea y comparte transporte

Ves andando o en bicicleta a los lugares que te queden más cerca. Además de ahorrar y disminuir tu impacto en la Naturaleza, son las maneras más saludables de desplazarse. Si tienes que hacer un desplazamiento largo puedes utilizar el transporte público o compartir coche con otras personas.

Reduce los objetos de un solo uso

Servilletas de papel o cubiertos y vajillas de plástico son objetos fácilmente sustituibles por otros de uso común.

Huella Ecológica. ¿Qué es y cómo calcular la nuestra?

Si eres de los que se preocupan por el Medio Ambiente seguro que has oído hablar más de una vez de la Huella Ecológica pero, ¿sabrías decir qué es?. En esta entrada de blog te explicaremos qué es la Huella Ecológica y cómo puedes calcular la tuya.

¿Qué es la Huella Ecológica?

Se trata de un indicador del impacto de las actividades humanas sobre el Medio Ambiente. Es una medida representada por la superficie que utilizamos para producir nuestros recursos y la capacidad que tiene la Naturaleza para absorber el impacto de dichas actividades. Podríamos decir que se trata de calcular nuestro impacto en el Medio Ambiente.

Aunque nuestro estilo de vida sea bastante ecológico debemos tener en cuenta que muchas de nuestras actividades diarias tienen un impacto directo en nuestro planeta: para alimentarnos debemos producir alimentos, nuestros automóviles y otros medios de transporte emiten CO2, necesitamos electricidad, gas, etcétera, y todo esto tiene repercusiones en nuestro entorno.

Calcula tu Huella Ecológica

Mediante el cálculo de la Huella Ecológica podemos conocer nuestro impacto sobre la Naturaleza y tomar medidas para reducirlo. Para calcularlo debemos tener en cuenta las siguientes áreas:

  • Energía. La cantidad de energía que se consume en el hogar (electricidad, gas natural, combustibles fósiles o cualquier otra fuente de energía). Puedes incluir también la que consumes en tu lugar de trabajo.
  • Agua. ¿Cuántos litros de agua consume una persona en su día a día? Ya sea para beber, cocinar, limpiar o asearse, el consumo medio en los países desarrollados puede alcanzar los 300 litros por persona.
  • Residuos. Se tiene en cuenta la cantidad de basura que se genera por persona en los hogares y qué parte de estos desperdicios son materiales reciclables.
  • Transporte. Es la suma de todos los desplazamientos que hace una persona en un año.

Hay muchas calculadoras en internet que te permitirán conocer tu Huella Ecológica, nosotros te recomendamos esta.

Aunque nuestro impacto en la Naturaleza es inevitable, podemos adquirir hábitos de consumo que reduzcan nuestra Huella Ecológica y, de esta manera, cuidar el Medio Ambiente. Si quieres saber cómo reducir tu impacto con pequeños gestos diarios puedes leer la siguiente entrada, “Huella Ecológica. Cómo reducir nuestro impacto en la Naturaleza”.

Guardar

¿Sabías qué…? Curiosidades de la Naturaleza que te sorprenderán.

La Naturaleza es vida y vivimos en ella, a veces, sin valorar lo sorprendente que es. Hoy te traemos algunas curiosidades de la Naturaleza para que la conozcas mejor.

El árbol con más rápido crecimiento es el eucalipto

Puede alcanzar 10 metros en un año. Su nombre significa «bien cubierto» (hace referencia a la semilla en su cápsula). Aunque es originario de Australia, actualmente lo podemos encontrar por todo el mundo en grandes plantaciones pues su madera es muy valorada para hacer papel y muebles. Su rápido crecimiento lo hace perfecto para obtener la mayor cantidad de madera en el menor tiempo posible.

El Amazonas, lleno de curiosidades

El gran río Amazonas está lleno de vida, su entorno cambiante con zonas abruptas y otras más llanas hacen que alrededor de este río vivan un tercio de todas las especies terrestres del planeta. En su desembocadura, el agua dulce del río Amazonas se adentra 180 km dentro del mar.

 

Algunas de las montañas más antiguas del mundo se encuentran en las Tierras Altas de Escocia

Las conocidas Highlands de Escocia son espectaculares, un entorno precioso con montañas enormes y formaciones curiosas. Algunas de sus montañas se estima que tienen unos 400 millones de años, ¡quién lo diría!

Los árboles más longevos

Si algunos árboles hablaran nos podrían dar más de una lección de historia pues llegan a vivir muchos años. Las Secuoyas Gigantes y los Pinos Bristlecone son los más longevos pues pueden vivir entre 4000 y 5000 años. Además las Secuoyas Gigantes son los árboles más grandes del mundo, si quieres ver las más grandes tendrás que viajar a Estados Unidos.

Una laguna multicolor

La encontraremos en el Parque Nacional Yellowstone en Estados Unidos. Esta laguna, de 80 por 90 metros de diámetro y 50 de profundidad, destaca por los increíbles colores de sus aguas, que varían de verano a invierno. Este fenómeno se debe a la presencia de bacterias pigmentadas y a los minerales.

Ayuda a tus mascotas a estar en forma

Mantener el cuerpo en forma es vital para el correcto funcionamiento de nuestro organismo y lo es, también, para nuestras mascotas. Debemos alimentarlos correctamente y  cuidar de su higiene pero algo que a veces se nos pasa por alto es su actividad física. ¿Quieres saber como ayudar a tu animal de compañía a ejercitar su cuerpo? Te damos algunos consejos a continuación.

Si tienes perro…

  • Lo primero y más importante es consultar a tu veterinario qué es lo que más le conviene a tu perro. No es lo mismo un animal de tamaño pequeño que uno grande y tampoco es lo mismo un cachorro que un adulto por lo tanto sus necesidades variarán. La raza del perro también es importante.
  • Sal a pasear con él tantas veces como creas que necesita y no lo hagas con prisas. No es suficiente bajarlo a la calle solo para que haga sus necesidades y luego volver a casa, tienes que dedicarle tiempo y dar paseos de, al menos, unos 30 minutos. El perro necesita salir, olfatear, estirar las piernas y disfrutar del aire libre, sobre todo los que viven en pisos pequeños.
  • Los juegos con movimiento harán que se mueva y se divierta. Tirarle una pelota o un palo y que lo vaya a buscar o correr a su lado son actividades que les gustan y hacen ejercicio a la vez que se divierten. También puedes salir a correr con él y compartir un rato de deporte los dos.
  • Haz excursiones con él, un día a la montaña, a la playa o al campo será una buena manera de disfrutar de muchos de estímulos exteriores distintos a los habituales.

 

Si tienes gato…

  • Con los gatos no se hacen tantas distinciones por la raza pero si que deberemos tener en cuenta su edad y si está castrado o no.
  • Aunque no sea lo más típico, cada vez más dueños de gatos están sacándolos a pasear por la calle, si es tu caso procura que tu gato tenga todas las vacunas que le tocan y no lo lleves a lugares donde pueda asustarse (como a un “pipi can”).
  • Ayúdale a moverse con juguetes y juegos que le inciten a la actividad. Desde muñecos con control remoto a juegos de tirarle una pelotita, encontrarás muchos juguetes para él.
  • A los gatos les gusta saltar, correr y, sobretodo, trepar a los lugares más altos de la casa.  Puedes montarle unas estanterías pequeñas en una pared para que trepe o  circuitos con tubos y escaleras, ¡se lo pasará bomba!

Consulta a tu veterinario si ves que tu animal de compañía es más sedentario de lo normal o se fatiga muy rápido y no le fuerces nunca si está cansado.

Plantas Fáciles de Cuidar

¿Te encanta vivir rodeado de plantas pero no se te da bien cuidarlas? Hay muchas plantas, tanto de interior como de exterior, que no requieren demasiados cuidados por lo que son perfectas para ti. Mira esta lista de plantas fáciles de cuidar. ¡Seguro que te animas!

Cactus

Es la planta de interior por excelencia. Existe una gran cantidad de cactus distintos y son de las plantas más decorativas y fáciles de cuidar.

  • Lugar: Interior.
  • Luz: Luminoso pero sin luz del sol directa.
  • Sustrato: Ligero y permeable. Puedes encontrar sustrato específico para cactus.
  • Riegos: Riégalo una vez a la semana o cada dos semanas.
  • Consejos: Aunque resiste mucho no te olvides de regarlo de vez en cuando y de trasplantarlo cuando sea necesario.

 

Calatea

Es originaria de Centroamérica y muy llamativa por sus hojas. Existen unas 250 variedades de esta planta, algunas pueden llegar hasta un metro de altura.

  • Lugar: Interior y Exterior.
  • Luz: Luminoso pero sin luz del sol directa.
  • Sustrato: Fértil.
  • Riegos: Mantén su sustrato húmedo y pulveriza sus hojas regularmente.
  • Consejos: Requiere bastante humedad, si ves que se seca incrementa el riego.

 

Camadorea

Procedente de México y Guatemala, esta planta es más que resistente. Puede sobrevivir en ambientes extremos.

  • Lugar: Interior.
  • Luz: Poca.
  • Sustrato: Fértil.
  • Riegos: Requiere un riego moderado, riégala cuando veas que el sustrato esté seco.
  • Consejos: A veces sus hojas pueden secarse por las puntas, para evitarlo pulverízalas con agua de vez en cuando y mantenlas limpias.

 

Sansevieria

Conocidas comúnmente como Lengua de Tigre, es una planta muy bonita y longeva.

  • Lugar: Interior.
  • Luz: Mucha luz, si puede ser prefiere la luz del sol directa.
  • Sustrato: Fértil.
  • Riegos: Necesita muy poco riego, deja que su tierra se seque antes de volver a regarla.
  • Consejos: Queda muy bien en lugares estrechos o donde pueda crecer en vertical, puede llegar a los 50 centímetros.

 

Zamioculca

Sus hojas y raíces son gruesas y, como muchas otras plantas originarias de África, actúan como órganos de reserva de agua.

  • Lugar: Interior.
  • Luz: Puede vivir en lugares luminosos así como poco luminosos.
  • Sustrato: Universal.
  • Riegos: Puedes regarla cada tres semanas o una vez al mes.
  • Consejos: Debido a sus gruesas raíces, deberás trasplantarla cada dos años a un tiesto más grande.

 

Bebidas con agua refrescantes y sabrosas.

La hidratación es una parte muy importante de cualquier dieta y ayuda al correcto funcionamiento de nuestro organismo. Aunque lo sabemos bien, a veces es difícil beber la cantidad de agua recomendada y no es bueno abusar de refrescos o zumos. Hoy te traemos unas bebidas refrescantes de agua que son tan sanas como deliciosas y que, seguro, te ayudarán a hidratarte con gusto.

Agua con sabor a Fresa

Ingredientes

  • 1 litro de agua
  • 7 fresas cortadas en rodajas
  • 3 rodajas de limón
  • 3-4 hojas de albahaca

Elaboración

Una vez tengas todos los ingredientes preparados, licua la mitad de las fresas con un poco de agua. Pon en una jarra el agua, las rodajas de limón, la albahaca y el licuado de fresas y mézclalo todo bien. Puedes añadir unos cubitos de hielo y beberlo al momento o dejarlo en la nevera un rato para que coja más sabor y esté más fresco.

Agua de Melón

Ingredientes

  • 1 litro de agua
  • Melón (la cantidad dependerá de lo grande que sea)
  • 3-4 hojas grandes de menta

Elaboración

Tritura o licua el melón y añádele el agua, las cantidades las tendrás que hacer a ojo dependiendo de la cantidad de bebida que quieras y de lo líquida que te guste. Puedes añadir una hoja de menta al triturarlo para que se note más su sabor. Cuando lo tengas ponlo en una jarra y déjalo enfriar en la nevera.

Agua con Limón y Pepino

Ingredientes

  • 1 litro de agua
  • 1 limón
  • 5-10 rodajas de pepino
  • 3-4 hojas grandes de menta

Elaboración

Exprime medio limón y mézclalo con el agua. Con el otro medio limón haz rodajas y añádelo, junto al pepino y las hojas de menta, a la mezcla de agua y jugo de limón.  Déjalo reposar en la nevera. Si te gusta más intenso puedes ponerle más limón y si te apetece dulce le puedes añadir un poco de azúcar.

Agua de Naranja y Jengibre

Ingredientes

  • 1 litro de agua
  • 2 naranjas
  • 5 rodajas de jengibre

Elaboración

Exprime una naranja y media y mezcla el zumo con el agua. Con la otra media naranja haz rodajas y ponlas en el agua con el jengibre. Deja en la nevera para que repose bien y se mezclen los sabores. También puedes añadirle un poco de azúcar.

Guardar